viernes, febrero 27, 2009

Nebulosa de la Hélice

Ayer se publicó una sobrecogedora imagen de la nebulosa planetaria Hélix, conocida por los astrónomos como el “Ojo de Dios”, captada desde el observatorio chileno de La Silla. Gracias Mairym por el dato.

Tengo varias cosas que decir del asunto...

Sé que desde este Ojo me observan. Me invitan. Me guiñan.

Sé que el Sol va a convertirse en una pulsión vertebrada de colores parecida a este ojo, pero que ostentará los tiñes distintivos de la pigmentación de mi propio globo ocular. Al igual que la niña de mi ojo, el Sol, cuando se haga nebulosa, cuando se remenee y se convierta en gases, cuando explote hasta convertirse en una enana blanca (el estado final de la evolución de una estrella), va a venirse. Ritmo de expansión. Hélice expulsada. Estrella agonizante. La niña de mi ojo va a reírse, va a parpadear acunada por los temblores de las nuevas emisiones que apaciguan. Va a dormirse más tarde, y el Ojo del Sol va a dormirse también, a su lado. Va a calmarse hipnóticamente como si se tomara un Ambien. Te va a olvidar.


Photobucket

miércoles, febrero 25, 2009

Encajes Negros de Mayrim, relectura


Photobucket

Photobucket

Noche de Poesía y Arte Nocturno


Photobucket


Celebrando 6 años de organiza noches de poesía en el Viejo San Juan, el colectivo de En la Orilla, anuncia la primera noche de poesía y arte de este semestre titulada Noche de Poesía y Arte: Nocturno. Dicha actividad se llevará a cabo el viernes, 27 de febrero de 2009, a las 8:30 PM, en la Fundación Nacional para la Cultura Popular (Calle Fortaleza #55, Viejo San Juan, Puerto Rico). La entrada es libre de costo y en formato de micrófono abierto para todos los que deseen compartir su arte.

En esta noche de poesía contaremos con la presencia de nuestros colaboradores de la página en una noche en la que habrá música, poesía y sorpresas como siempre. En esta ocasión, contaremos en la música con la participación de Federico Balducci y su conjunto/proyecto de jazz Jus de Lune, quienes han hecho, entre otras cosas, unos arreglos musicales de boleros de Sylvia Resach en jazz.

Espero que puedan acompañarnos en esta noche y disfrutar de esto que tanto nos gusta...

Un abrazo caluroso,

Angel

martes, febrero 24, 2009

Olvidaré tus tratos

Buscaré una nueva boca
recibiré un nuevo primer beso
alucinaré otro romance
no prenderé más velas
ninguna más por ti


Photobucket

lunes, febrero 23, 2009

El futuro no es de Yolanda Arroyo Pizarro


Photobucket


¿A qué escritor de tu generación ves con mayor proyección?

Lo que más me gusta del tiempo en el que vivo es que tengo opciones muy amplias a la hora de admirar contemporáneos. Son muchos mis referentes. Casi todos están en esta antología y los que faltan pertenecen, precisamente, al pasado Bogotá 39. Claudia Hernández, Ena Lucia Portela, Wendy Guerra, Pedro Mairal, Leonardo Valencia son algunos. Sin embargo, existen dos escritores a los que veo con mayor proyección: Junot Díaz y Alejandro Zambra. Sus narrativas son voraces, tangibles, transgresoras por el detalle minucioso y directo. Ambos autores son saetas explosivas. Llevan un contenido, un mensaje claro y memorable.

¿Cuál fue el último libro que te deslumbró?
Obviamente los últimos libros que me deslumbraron pertenecen a ambos autores. De Junot su Oscar Wao y el libro de cuentos Negocios son imperdibles. De Zambra su La vida privada de los árboles no debe pasarse por alto. También me tienen apasionada Mario Bellatin con Damas chinas, Coetzee con Desgracia y la diva octogenaria de Doris Lessing con Las abuelas, aunque éstos ya como referidos atemporales.

Si el futuro no es nuestro, ¿de quién será?

Por supuesto que el futuro no es nuestro. De quién será es un secreto, pero te lo diré. El futuro es de nuestros personajes. Somos deidades creadoras.



Para leer nota completa ir a: El futuro no es de Yolanda Arroyo

Lugares Imaginarios: Crítica

La nueva casa de Lugares Imaginarios: Crítica es en http://blogs.uprm.edu/literatura/lugares-imaginarios-critica/

A-B-C
Acevedo, Rafael. Exquisito cadáver por Maribel R. Ortiz
Acevedo, Rafael. Exquisito cadáver por Lydia M. Iguina
Acevedo Rafael. Sexo y cura. Carnada de cangrejo en Manhattan por Mario R. Cancel
Agosto, Moisés. Nocturno y otros desamparos por Yolanda Arroyo Pizarro
Aponte Alsina, Marta. Vampiresas por José Borges
Aponte Alsina, Marta. Fúgate por Carmen M. Rivera-Villegas
Aponte Alsina, Marta. Fúgate por Francisco Font
Aponte Alsina, Marta. Sexto sueño por Mario R. Cancel
Arroyo Pizarro, Yolanda. Los documentados por Maira Landa
Arroyo Pizarro, Yolanda. Ojos de luna por Mario R. Cancel
Bobes, Marilyn, Pedro Antonio Valdez y Carlos Roberto Gómez Beras, eds. L@s nuev@s caníbales: Antología de la más reciente cuentística del Caribe Hispano por Mario R. Cancel
Cabiya, Pedro. La cabeza por Mario R. Cancel
Cabiya, Pedro. Trance por Mario R. Cancel
Cancel, Mario R. Intento dibujar una sonrisa por Marioantonio Rosa
Cancel, Mario R. Intento dibujar una sonrisa por Liliana Alemán
Cancel, Mario R. Intento dibujar una sonrisapor José E. Santos
Cancel, Mario R. Intento dibujar una sonrisa por Alberto Martínez-Márquez
Cancel, Mario R. Intento dibujar una sonrisa por Marta Aponte Alsina
Cancel, Mario R. Intento dibujar una sonrisa por Camille Cruz Martes
Cancel, Mario R. Intento dibujar una sonrisa por Lydia M. Iguina
Cancel, Mario R. Intento dibujar una sonrisa por José Irving Plúguez
Cancel, Mario R. Las ruinas que se dicen mi casapor Carmelo Rodríguez Torres
Cancel, Mario R. Las ruinas que se dicen mi casapor Rafael Abréu Volmar
Cancel, Mario R. Las ruinas que se dicen mi casa por Federico M. Irizarry Natal
Cancel, Mario R. Literatura y narrativa puertorriqueña: la escritura entre siglos por Carlos Esteban Cana
Cancel, Mario R. Literatura y narrativa puertorriqueña: la escritura entre siglos por Eduardo Lalo
Cancel, Mario R. Literatura y narrativa puertorriqueña: la escritura entre siglos por Sonia E. Galindo García
Cancel, Mario R. Literatura y narrativa puertorriqueña: la escritura entre siglos por Maribel Acosta
Cancel, Mario R. Literatura y narrativa puertorriqueña: la escritura entre siglos por Marioantonio Rosa

D-E-F
Del Carril, Emilio. 5 minutos para ser infiel por Mario R. Cancel
Fuster Lavín, Ana María. Réquiem por Luis Víctor Anastasía
Font Acevedo, Francisco. La belleza bruta (Comentario 1) por Mario R. Cancel
Font Acevedo, Francisco. La belleza bruta(Comentario 2) por Mario R. Cancel

G-H-I
García, C. J. Terror, Inc. por Mario R. Cancel

J-K-L
Jiménez-Corretjer, Zoé. Puerto Nube por Mario R. Cancel
Lalo, Eduardo. Los pies de San Juan por Francisco Font
Lalo, Eduardo. La inutilidad por Mario R. Cancel
Liboy Erba, José (Pepe). Cada vez te despides mejor por Mario R. Cancel
La Torre Lagares, Elidio. Gracia por Mario R. Cancel
López Nieves, Luis. El corazón de Voltaire por Mario R. Cancel
López Nieves, Luis. El corazón de Voltaire por Maribel R. Ortiz

M-N-O
Montijo, Josué. El killer por Mario R. Cancel
Méndez Bernal, Eduardo. Solsticio de verano por Mario R. Cancel

P-Q-R
Rosado, José Ángel, selector y prologuista. El rostro y la máscara: Antología alterna de cuentistas puertorriqueños contemporáneos por Mario R. Cancel

S-T-U
Santos, José E. Archivo de oscuridades por Camille Cruz Martes
Santos, José E. Los comentarios por Mario R. Cancel
Santos, José E. Los viajes de Blanco White por Mario R. Cancel
Santos, José E. Los viajes de Blanco White por Jessica F. Crespo Rodríguez
Santos Febres, Mayra. El cuerpo correcto por Yara I. Liceaga
Santos Febres, Mayra, ed. Cuentos de oficio por Yolanda Arroyo Pizarro

V-W-X-Y-Z
Valentín, Daniel. Neurastenia por Mario R. Cancel

Con Pedro Mairal en la Placita

Que rico haber abrazado a Pedro Mairal de nuevo. El escritor argentino y yo nos conocimos en el Bogotá 39 y henos aquí, de nuevo, encontrados esta vez en mi patria. Le encantaron las croquetas de bacalao de El Pescador en la placita de Santurce. Hablamos de literatura y pornografía. Rico, ¿no?

Photobucket

Photobucket

Photobucket

viernes, febrero 20, 2009

Premio Barco de Vapor - Puerto Rico 2009

Abierta la tercera convocatoria del Premio Barco de Vapor - Puerto Rico 2009

La Fundación SM y el Instituto de Cultura Puertorriqueña se complacen en anunciar que, a partir del 1 de febrero de 2009, queda abierta la tercera convocatoria del Premio El Barco de Vapor, que procura promover la creación de una obra literaria destinada a las niñas y los niños, que fomente el gusto por la lectura y que transmita, con calidad literaria, valores humanos, sociales y culturales que ayuden a construir un mundo más digno.

Más info: http://www.ediciones-smpr.com



Photobucket

Todo un privilegio tener entre mi colección este Ardín Pauneto…


Photobucket




Photobucket

martes, febrero 17, 2009

Traducida al Sueco

Gracias a Annakarin Thorburn de Revista Karavan por traducir mi cuento 'Golpe de Gracia'(Nådastöten) al idioma sueco. Ahora me leen por allá. ¡Qué emocionante! Comparto escena con la colega del Bogotá 39 Wendy Guerra.

"Serien Bogotá 39 fortsätter • Hello Havana, hola Miami (Absolut Wendy) – en berättelse av Wendy Guerra • Nådastöten – en berättelse av Yolanda Arroyo Pizarro"

Enlaces:
Karavan: http://www.karavan.se/
Contenido: http://www.karavan.se/html/innehall.html

Más: http://www.tidskriftsbutiken.nu/issue_info.php?mag=398



Photobucket

Photobucket

Photobucket

lunes, febrero 16, 2009

Fotos del evento "Entre mares: Dos islas, una palabra.."

El evento fue toda una delicia. Excelente despliegue de talento. Gracias PEN Club. Y gracias Ane, por las fotos...


Photobucket
La Presidenta del PEN Club presentando la velada: Mairym Cruz Bernall.

Photobucket
Los poetas dominicanos y puertorriqueños.

Photobucket
Los nuestros y los otros nuestros.

Photobucket
José Caez y Aixa Ardín Pauneto.

Photobucket
Con Alexei Tellerías y Maribel Ortíz.



Fotografías cortesía de Anelis Hernández

sábado, febrero 14, 2009

Si yo estuviera loca... (II)

II
Si yo estuviera loca
enamoraría a un hermafrodita
haríamos el amor a la orilla de la vereda
al margen del río
sobre la duna de una playa
frente al borde de la acera en mi casa de Amelia
y reiría en el estertor
de cada orgasmo múltiple duplicado
y degustaría el sobramiento de mi horóscopo
el esmayamiento de la luna
que me llaman insaciable
que me sentencian a la prisión de lo físico
y de lo colectivo
y de la multiplicidad de derrames de leche
No me importarían los orificios
ni cuantas vulvas repletas
llenadas, colmadas o copadas
por todas tus extremidades
ni la sutileza del ano desvirgado apenas ayer
ni el espacio atiborrado por el fluvis
ni el espectáculo frente a un público de coliseo romano
provocándome la emisión de sémenes
con la rodilla, el codo o el tobillo
amándome
y amándote entero y entera
porque eres dos veces
lo que yo soy tres
en esta locura


por Yolanda Arroyo Pizarro
9 de enero de 2009
* Poema creado gracias a la provocación del Taller de Escritura Confesional de Mairym Cruz Bernall

jueves, febrero 12, 2009

Segundo Premio de Relato Corto “Paso del Estrecho”

Cierre: 23 de marzo de 2009

Segundo Premio de Relato Corto “Paso del
Estrecho” en dos modalidades: castellano y árabe,
convocado por la Fundación Cultura y Sociedad,
con la colaboración de la Asociación UNESCO para
la Promoción de la Ética en los Medios de Comunicación (Aupemec).

Bases

1. Podrán participar personas de
cualquier nacionalidad, presentando un solo
relato, en castellano o en árabe. El relato debe
ser original, inédito y no haber sido premiado en
otro concurso, certamen o premio literario.

2. Los relatos estarán escritos en
lengua castellana, o en lengua árabe con una
extensión máxima de 3.000 palabras. Serán
remitidos en un archivo Word o PDF al correo
electrónico: barnesius@hotmail.com escribiendo en
el asunto: Certamen Paso del Estrecho. En el
correo se adjuntará también un archivo en Word o
PDF con la plica: nombre del relato, nombre y
apellidos del autor o autora del relato, NIF o
identificación equivalente, su correo
electrónico, su teléfono y su dirección. En el
archivo con el relato no debe aparecer ningún
dato identificativo del autor o autora.

3. En este certamen proponemos una
creación literaria que se inspire en el paso
anual de millones de personas de Europa a África
y de África a Europa a través del Estrecho de
Gibraltar. El tema será libre pero el asunto
tiene que referirse, de alguna manera, a la
relación entre ambas culturas: la occidental o la
hispánica y la árabe, desde el respeto a las
manifestaciones culturales de ambas
civilizaciones. Se descartarán las obras que contengan faltas de ortografía.

4. El plazo de admisión se cerrará el 23 de marzo del año 2009.

5. El concurso se fallará en la
primera quincena del mes de mayo del año 2009 y
el nombre del ganador o ganadora de cada una de
las modalidades ¬castellano y árabe¬ se harán
públicos en una gala literaria que se celebrará
el sábado 30 de mayo de 2009 en el Palacio de
Carlos V de la Alhambra de Granada. En este acto
se leerán los relatos premiados y los finalistas.

6. El premio único será de 1.000 euros
para el ganador de cada una de las modalidades
castellano y árabe. Los finalistas no recibirán
un premio en metálico pero optarán a la
publicación de los mismos junto a los ganadores.
Actualmente la editorial Almuzara está preparando
la publicación de los relatos ganadores y
finalistas de la primera edición del Premio Paso del Estrecho.

7. La aceptación del premio y la
consideración de finalista implica el
reconocimiento y aceptación del autor o autora
del derecho de publicación y venta de los relatos
en exclusiva por la Fundación Cultura y Sociedad
o la editorial pública o privada con la que la
Fundación llegue a un acuerdo, por el límite
máximo contemplado por la vigente legislación
sobre derechos de autor. La Fundación Cultura y
Sociedad se reserva asimismo, por el período
expresado, los derechos de publicación y
traducción de las obras en otros idiomas y su
difusión en cualquier otro medio, incluidos el
cinematográfico, la televisión o Internet, así
como, incluso, su cesión a editoriales para su posible venta pública.

8. Cualquier caso no contemplado en
estas bases será resuelto por los miembros del
jurado, compuesto por escritores y estudiosos de
la literatura. La participación en este certamen
implica la aceptación sin reservas de estas
bases. En caso de plagio, el responsable penal será el plagiador.

Mayor información: barnesius@hotmail.com

miércoles, febrero 11, 2009

Inicio de Talleres Tinta sin Freno


Photobucket

Premio “Eduardo” de narrativa breve en idioma español

30 de marzo de 2009

• FIMBA y Umbrales Ediciones
convocan a la tercera edición del Premio
“Eduardo” de Narrativa Breve. Esta vez, el tema
girará nuevamente en torno de los deportes en general o los relatos de viaje.

• Podrán participar escritores de
cualquier nacionalidad con cuentos o relatos en
lengua española que sean inéditos; cada autor
podrá enviar más de un texto si así lo quisiere.
Se premiarán aquellos que se destaquen por su
originalidad, su interés como testimonio personal
y su contribución al conocimiento de las culturas y los pueblos.

• La extensión de las obras no
superará las 2.500 palabras y se enviarán por
correo electrónico a umbralesediciones@gmail.com
en dos archivos adjuntos; uno con la obra firmada
con seudónimo y otro con los datos personales del
autor: nombre y apellido, domicilio, teléfono y
dirección de correo electrónico. Los originales
se recibirán hasta el 30 de marzo de 2009.

• El fallo del jurado, que tendrá
carácter de inapelable, se dará a conocer en la
ciudad de Praga, República Checa, en el marco de
la entrega de los Premios “Eduardo” durante el
Campeonato Internacional de Maxibásquetbol, el día 30 de junio de 2009.

• El premio consistirá en la
publicación de las obras finalistas en la página
web de FIMBA, medalla y trofeo.

• Umbrales Ediciones se reserva los
derechos de una futura edición si la hubiera.

Mayor información: umbralesediciones@gmail.com

Contemporary Fiction por partida doble


Photobucket


Es tan bueno este libro, que sin darme cuenta me compré dos...

Primer Premio HDH de Relato Histórico Medieval

Cierre: 31 de marzo de 2009

Jurado:
• Mª Pilar Queralt
• Magdalena Lasala
• Juan Eslava Galán
• Jesús Callejo
• Juan Granados
• Fernando Martínez Laínez
• José Calvo Poyato
• Sebastián Roa

Premios, gracias a TOISON Ediciones:
• 1r premio: 1 suscripción 1año a la
Revista Medieval + publicación del relato en la revista + lote de libros
• 2º premio: 1 suscripción 1año a la
Revista Medieval + publicación del relato en la revista
• 3r premio: publicación del relato en la revista

La dinámica del Premio es sencilla, de todos los
relatos enviados HdH seleccionará a los tres
finalistas. Éstos serán remitidos al Gran Jurado,
que mediante un sistema de votación, determinará el ganador de este Premio.

Bases del Premio:

1. Podrán participar en este certamen
todas las personas mayores de edad, siempre que
sus trabajos sean escritos en castellano y estén
inéditos, es decir, que no hayan sido publicados
en ningún medio existente. La extensión del texto
no será superior a tres folios (o DINA-4) ni
inferior a uno, en formato .doc. El tipo de letra
del texto será Arial o Times New Roman, fuente 12 e interlineado sencillo.

2. Serán relatos relativos a la
Historia Medieval (entre los siglos V y XV) de cualquier lugar.

3. Cada participante podrá enviar sólo un relato.

4. Los relatos se adjuntarán en un
correo electrónico
(historiasdelahistoria@gmail.com ) con el título
“Premio Relato”. En el cuerpo del mensaje se
incluirán los datos personales: nombre y
apellidos del autor, número de DNI o pasaporte en
España, dirección completa con código postal,
correo electrónico y teléfono de contacto.

5. El plazo de envío de relatos
comienza el 1 de febrero de 2009 y finaliza el 31 de marzo de 2009.

6. El ganador del Premio se publicará el 30 de abril de 2009.

7. El autor, por el hecho de
presentar el relato a concurso, declara que la
obra es original y de su propiedad, y en
consecuencia se hace responsable respecto a su propiedad intelectual.

Mayor información: Web:
http://historiasdelahistoria.com/2009/02/01/premio-de-relatos-cortos-hdh-medieval
• E-mail: historiasdelahistoria@gmail.com

jueves, febrero 05, 2009

No hay salvavidas

Por Mairym Cruz-Bernall*

Ahora que inicia otro año me acerco a la palabra escrita como un tapiz que uno va zurciendo para unirnos unos con los otros a la gran historia del mundo. Algo del año pasado se lleva también las ilusiones viejas para adentrarnos a una vida más real, más cruda, menos inventada, abriéndonos senderos para ser feliz con lo que tenemos. Y así, una se mira las manos de escritora, se sabe saberse en la palabra que nos va construyendo como colocando piezas del rompecabezas, con aquella tan verdad sentencia que No hay salvavidas, que cada uno se lanza a nadar a su propio riesgo. (Acuña estas palabras el letrero que se lee desde el balcón de mi apartamento, si miras hacia abajo, cerca de la piscina). A principios de la semana me sentía cansada, pero no ese cansancio que se te va cuando te acuestas a dormir. Luego me sobrevino una fuerza increíble, y hoy, estoy más viva. Soy así, como esa flor que se cierra y se abre, el moriviví. Hace unas semanas entraron manadas de reinitas a mi balcón. Desde el cuarto donde escribo, escuché un chirrío extraño, y mi hija y yo corrimos hacia la sala a ver que cosa cantaba tan desafinadamente. Tan pequeñas las reinitas, pero juntas, tantas, parecen un escándalo de sinfonías esperando al director de orquesta. Decía mi abuela que esos pajaritos daban suerte, que eran presagios de protección para alguna gran noticia. Cuando entran, ya no se quieren ir. No sé porqué digo estas cosas. Yo no les pongo azúcar. No sé ni porqué entran. Aquí sólo tengo un jardín, pero me faltan los árboles. Es un bosque en un cuarto piso, pero faltan las flores. Cosas de la vida. Pero cuento más. Esa rara tarde cuanto entraron las reinitas, mi vecino anciano, justo el vecino del apartamento de al lado, se lanzó al vacío. Cuando fui a mover mi auto, no pude salir. Su cadáver estaba todo descalabrado, en su sangre, medio cubierto ya por una manta blanca, en el lugar del parking, frente a mi carro. Me dieron ganas de reír, por los nervios. No me lo pude creer, mi vecino anciano se lanzó desde el balcón. Y yo aquí con esta soledad de palacio, hurgando en mi temprana vejez los lugares donde se me perdió la alegría. No sólo no hay salvavidas, tampoco hay paracaídas. No entiendo las reinitas que entran a la casa. Son pequeñitas, parecen cascabeles volando. En serio que se suicidó. Ya me quiero mudar de esta casa, aunque desde aquí vea la laguna del Condado, el mar, y las velas de los piratas en las nubes caribeñas llevándonos a todos.

*Poeta puertorriqueña

Feliz por Tere!!!!!!


Photobucket

miércoles, febrero 04, 2009

EL FUTURO NO ES NUESTRO, O EL PRESENTE DE LA NARRATIVA LATINOAMERICANA


Photobucket

LITERATURA › EL FUTURO NO ES NUESTRO, O EL PRESENTE DE LA NARRATIVA LATINOAMERICANA

América latina aún tiene quien le escriba


Veinte escritores de distintos países de América latina, nacidos entre 1970 y 1980, aportaron sus cuentos para el libro. No los limitan “ni las raíces ni las tradiciones”, señala el antólogo, Diego Trelles Paz.





Por Silvina Friera

¿Quién de todos se quedará en la historia?, se preguntaba el crítico uruguayo Angel Rama cuando mencionaba, en 1970, a los héroes jóvenes de la novela latinoamericana. La pregunta es pertinente, aunque por el solo hecho de formularla se pueda intuir, en las entrelíneas, un tono políticamente incorrecto, cierto rechazo implícito a la novedad, a lo que se pondera en el presente. El interrogante –cuyo telón de fondo es la idea de trascendencia, el clásico que resistirá los espasmos del tiempo– acecha al antólogo que pretende dar cuenta del estado actual de la literatura. Sabe que, en más de un sentido, se juega el pellejo al explicitar sus criterios de valor en el recorte que haga. Será un lector y crítico lúcido, si los autores elegidos se imponen y trascienden el cerco del “aquí y ahora”; pero corre el riesgo de ser condenado por las omisiones. El escritor peruano Diego Trelles Paz, a cargo de la selección y el prólogo de El futuro no es nuestro (Eterna Cadencia), que reúne los cuentos de veinte escritores latinoamericanos nacidos entre 1970 y 1980, encuadra con precisión la foto panorámica de la producción literaria contemporánea en la región al incluir a Daniel Alarcón y Santiago Roncagliolo (Perú), a Oliverio Coelho y Samanta Schweblin (Argentina), a Ena Lucía Portela (Cuba), a Giovanna Rivero (Bolivia), a Santiago Nazarian (Brasil) y a Juan Gabriel Vásquez y Antonio Ungar (Colombia), entre otros.


Se quiebra, pero no se rompe

El zoom de la cámara de Trelles Paz se posa sobre la forma de afrontar “el acto de la escritura” de un grupo de escritores nacidos justo después del mayo parisino del ’68 y de la matanza estudiantil de Tlatelolco, educados en el marco de dictaduras militares y testigos del derrumbe del muro de Berlín, la caída de la Perestroika y la dispersión de la Unión Soviética, el fin de la Guerra Fría, las invasiones a Irak, el desplome de las Torres Gemelas en Nueva York, los atentados terroristas en España y Reino Unido y la aparición de Internet. El futuro no es nuestro es un título que responde a una serie de malentendidos asociados con la idea demagógica de que el futuro les pertenece a los jóvenes. “Aquella cantata mal disfrazada de sincera esperanza –fundamenta el escritor peruano– suele encubrir y aspira a justificar un presente desolador: catastrófico en términos de equidad y justicia social, siniestro en materia de respeto a los derechos humanos, apocalíptico para la salud ecológica del planeta, cínico con los menos favorecidos por el fundamentalismo neoliberal de un mercado actualmente en caída libre.”

Los escritores seleccionados están inmersos en una disgregación germinal, en un aislamiento forzado, que impregna de cierto nihilismo y desencanto muchos de los relatos de la antología. En un riguroso análisis que se agradece –a diferencia de otros antólogos que no fundamentan el recorte que han hecho ni plasman una lectura crítica de los cuentos–, el escritor peruano observa que los motivos esenciales de la tradición literaria no han variado radicalmente entre las últimas generaciones de escritores latinoamericanos. “Hay una certeza formal y temática ya consolidada que nos reúne y nos identifica incluso más allá de nuestras voluntades y reticencias: la superación de la llamada novela total, es decir, la muerte de esa concepción general, tan arraigada entre los escritores latinoamericanos del boom, de la novela como un género comprometido en explicar una época en su totalidad, y abarcar y ser fiel a la historia tragicómica de nuestros países.” Lo que ha cambiado es la forma. “Ni las raíces ni las tradiciones, menos aún conceptos tan desfasados como la nacionalidad o la patria, limitan ahora nuestro pacto incondicional con la ficción”, explica Trelles Paz. “De la misma manera, ya no resulta descabellado o poco serio abordar estos mismos temas históricos (de próceres y dictadores, conflictos armados y revolucionarios) mediante géneros antes menospreciados por su carácter formulaico y su arraigo popular, como el policial o la ciencia ficción.” Otros escritores se encargaron de allanar el camino y liberar las formas, como Augusto Monterroso, Manuel Puig, Ricardo Piglia, Diamela Eltit, Clarice Lispector y Roberto Bolaño, autores de referencia entre los escritores que integran esta antología.


Esa maldita violencia

En “Los curiosos”, el relato de Juan Gabriel Vásquez (nacido en Bogotá en 1973), la espiral de violencia, parafraseando a ese inquietante narrador en primera persona del plural, se agolpa “sin método ni constancia, como el agua acumulada” junto al río Medellín. El espectáculo del rescate del cuerpo de una mujer desaparecida, desde que la secuestraron junto con su marido, termina en una imprevista tragedia. El otro colombiano de la antología, Antonio Ungar (también nacido en Bogotá, pero en 1974), que actualmente reside en Jaffa (Palestina-Israel), opta por desplazar la violencia tanto geográfica como temáticamente. En Londres, “ciudad de hombres miserables en donde nunca deja de lloviznar hielo”, el escritor escarba en las miserias de dos hermanos ingleses, Teddy y Fredy Barnes, acabados por el alcohol. Un joven inmigrante sudamericano de 25 años, redactor de artículos para una revista mediocre, espía y escucha los llantos continuos de los hermanos, los insultos, las detonaciones, mientras piensa que está solo en el mundo. Parece conjurar esa soledad creyendo que es libre y que puede hacer lo que se le antoja. Claro que la realidad en este perturbador cuento titulado “Hipotéticamente”, quizá con su violencia solapada, se encargará de domesticar sus ilusiones. Y sus creencias.

Los animales no están inmunizados contra la crueldad humana. En “Lima, Perú, 28 de julio de 1979” (Día de la Independencia Nacional), relato que pertenece al libro Guerra a la luz de las velas (2006), Daniel Alarcón narra el “primer acto revolucionario” de un grupo guerrillero –que remite al accionar de Sendero Luminoso– desde la óptica de uno de los camaradas, a quien llaman Pintor. El grupo mata perros callejeros y los cuelgan de los postes de luz de la ciudad, cubriéndolos con lemas como “Mueran, perros capitalistas”. Pintor contrasta desde el presente ese pasado revolucionario. “Ahora es evidente que en aquel momento no asustamos a nadie, más bien los fastidiamos y los convencimos de que teníamos una manía peculiar y un gusto desmedido por la violencia gratuita.” Lo que se narra, en parte, es la persecución de un perro ensamblada con los recuerdos y pensamientos de Pintor –la ceguera de su padre, su paso por la universidad– hasta la aparición de un policía.

El enfrentamiento de clases, el odio racial, la pobreza y los prejuicios, a veces camuflados bajo una pátina de una convivencia pacífica, son formas que adopta la violencia, especialmente en algunos países latinoamericanos donde la desigualdad es galopante. Santiago Roncagliolo (Lima, 1975) en el notable “Un desierto lleno de agua”, incluido en el libro Crecer es un oficio triste, narra el fin de semana iniciático de una adolescente limeña de clase media, Vania, en la casa donde suele veranear junto con su familia y amigos. En “Rapiña”, Yolanda Arroyo Pizarro (Guaynabo, Puerto Rico, 1970), ofrece una narración magistral de la violación de una chiquilla de diez años en un día de cierre de campaña electoral, desde la mirada de un testigo morboso que no hace nada para evitar el crimen. El guatemalteco Ronald Flores (1973), en “Una historia cualquiera”, plantea el dilema de una joven de quince años que abandonó su pueblo buscando superarse. No quería quedarse para terminar “pariendo hijos hasta que se le secara el cuerpo, velando borracheras y aguantando los golpes”.


Erotismo made in América latina

Entre los cuentos más impactantes y logrados de El futuro no es nuestro, se destaca “Camas gemelas”, de Giovanna Rivero (nacida en Montero, Santa Cruz, 1972), incluido en el libro Sangre dulce (2006). Un dolor de amor en la yema de los dedos, dos mujeres internadas, compañeras de cuarto, anestesiadas por el clonazepam y los cócteles de pastillas. Una babea; la otra, la que narra, dice una de esas frases destinadas a ser recordadas y citadas como ejemplo de cómo contar situaciones límites: “Puta, lo único que quiero es depilarme”. Otra sorprendente exploración del universo femenino, en este caso de dos adolescentes, es “Hojas de afeitar”, de la chilena Lina Meruane, que actualmente reside en Nueva York. Dos chicas, que celebran el ritual de afeitarse desde la punta de los pies hasta el pubis, escondidas en el baño de la escuela, deciden incluir a una nueva compañera, “que no parece una mujer”, en el juego.

¿Qué es lo prohibido?: “La sociedad no prohíbe más que lo que ella suscita”. Desde el epígrafe de Claude Lévi-Strauss que eligió como obertura de “Arbol genealógico”, la chilena Andrea Jeftanovic (Santiago, 1970) se mete en el terreno espinoso del incesto y la culpa en uno de los relatos literalmente más transgresores de la antología. “Era absurdo pero me sentía acorralado, acosado por mi propia hija. Me la imaginaba como un animal en celo que no distinguía a su presa”, advierte el padre. Ese hombre pronto sucumbirá a la seducción de su hija de quince años. “En algún momento el amor filial debe convertirse en amor sexual –plantea la hija–. El padre o la madre, según sean hijo o hija, deberá dormir con su procreado y engendrar un nuevo hijo o hija. Es un gesto necesario para que nazca una nueva sociedad.” El argentino Oliverio Coelho en “Sun-Woo” nos sumerge en la turbulenta experiencia de Elías Garcilazo, un escritor mediocre, con “una puta de lujo” o una perversa mujer en Seúl.

Las peripecias de la vida en pareja son materia de “Pseudoefedrina”, “Sin luz artificial” y “Náufraga en Naxos”. En el primero, el mexicano Antonio Ortuño (Guadalajara, 1976), finalista del premio Herralde en 2007 con su novela Recursos humanos, indaga cómo la fiebre de las hijas de un matrimonio, que está a punto de tomarse unas vacaciones, dispara en múltiples direcciones los celos y reproches de la pareja. En el segundo, la nicaragüense María del Carmen Pérez Cuadra (Jinotepe, 1971), narra la tragedia de Muriel, un hombre maduro que no para de conquistar nuevas mujeres, y de la niña de las flores. La que observa es una vecina, desde la cocina de su casa, desde su muralla de platos sucios, con sus manos manchadas de sangre. Ariadna Vásquez (Santa Domingo, República Dominicana, 1977) reformula el mito de Ariadna y Teseo en un México lúgubre, donde la protagonista es una dealer sumisa que acepta los maltratos de su pareja.


Intriga y lirismo

Hay un muchacho brasileño que después del bellísimo cuento Espinazo de pez, un poema en prosa perfecto, dará que hablar. Santiago Nazarian (San Pablo, 1977), traductor y guionista de cine, deja boquiabierto al lector con el relato de un adolescente que ayuda a sus padres empaquetando pescados en un puesto de una feria. “Por lo menos el dolor y el olor no se acumulaban día tras día, desaparecían al final del trabajo sin dejar secuelas. Un día su pasado se borraría para siempre. Y ni siquiera se acordaría cómo era el olor del pescado.” La extrañeza que genera “En la estepa”, que pertenece a La furia de las pestes, premio Casa de las Américas 2008, de la argentina Samanta Schweblin, está jalonada por un modo de narrar donde el dato escamoteado hasta el final incrementa la intriga. Además de los relatos del mexicano Tryno Maldonado (“Variación sobre temas de Murakami y Tsao Hsueh-Kin”), del panameño Carlos Wynter Melo (“Boxeador”), del venezolano Slavko Zupcic (“Amor que a otro puerto perteneces”) y del uruguayo Ignacio Alcuri (“Sopa de pollo”), merece una mención especial el cuento “Huracán”, de la cubana Ena Lucía Portela (La Habana, 1972). Una joven hastiada y escéptica decide irse de Cuba justo cuando la isla es arrasada por un huracán de lo más apocalíptico. Pero algo sucede durante la huida y la joven, que termina hospitalizada y con una cicatriz en la frente, no tendrá consuelo. Pero persiste en su idea de irse. Como Penélope a su Odiseo, ella espera un huracán que la rescate.

Libros de entrevistas que no deben faltar en nuestra biblioteca personal

‘A viva voz’ de Carmen Dolores Hernández y ‘Palabras Encontradas’ de Melanie Pérez Ortiz dan justo en el blanco. Estos dos importantes libros de entrevistas son una delicia. Ambos son libros inteligentes, incisivos, construidos desde la masa crítica y la masa gris. Ambos poseen la cantidad ideal y necesaria para mantener la reacción nuclear en cadena que tantos escritores y aspirantes a serlo necesitamos. Nos vamos enterando, vamos absorbiendo, vamos identificando, modelando, recordando, internalizando… Ambas obras establecen significantes diálogos entre la crítica y la nueva literatura puertorriqueña, las tendencias, el mass marketing, las premiaciones, el Boom, el Crack, los novísimos. Dos suculentos manjares.


Photobucket

Photobucket

Poetas dominicanos y puertorriqueños harán recital conjunto

Desde Letralia.com


El PEN Club de Puerto Rico presentará este viernes 13, en San Juan, el encuentro internacional “Entre mares: Dos islas, una palabra... un abrazo poético entre República Dominicana y Puerto Rico”, en el que participarán poetas de ambas naciones bajo la moderación de Mairym Cruz-Bernal, presidenta del ente, y Ana María Fuster, secretaria.

Por República Dominicana participarán los escritores Basilio Belliard y Alexei Tellerías. El profesor y poeta Basilio Belliard es director de Gestión Literaria de la Secretaría de Estado de Cultura, institución donde además es coordinador editorial, coordinador del corredor cultural y director de la revista País Cultural. Fue además director general del Libro y la Lectura y ha colaborado para varias revistas y periódicos de circulación nacional e internacional. Por su parte, Tellerías es poeta y periodista cultural de la sección “La Vida” del Listín Diario, decano de la prensa dominicana.

Además participarán escritores dominicanos radicados en Puerto Rico por mucho tiempo, que se han destacado y aportado a las letras y cultura de ambas islas: Miguel Ángel Fornerín, ensayista, poeta y profesor de la Universidad de Puerto Rico en Cayey; Carlos Roberto Gómez, poeta, profesor universitario y editor en jefe de Editorial Isla Negra, y Eugenio García Cuevas, poeta, ensayista, narrador y periodista.

Por Puerto Rico participarán los poetas Elizam Escobar, Alberto Martínez Márquez, Zuleika Pagán y Maribel R. Ortiz, quienes a su vez han participado en distintas ediciones de la Feria Internacional del Libro de la República Dominicana.
La actividad se realizará el viernes 13 de febrero a las 6:30 de la tarde en Sala de las Artes B (antigua sede del MAC), en el edificio Baralt de la Universidad del Sagrado Corazón.

Fuente: http://www.letralia.com/203/0213islas.htm

lunes, febrero 02, 2009

Feliz Festividad de la Luz (Fiesta de la Candelaria) hoy 2 de febrero


Photobucket



La Candelaria tiene un origen chamanístico y llegó a considerarse una fiesta exclusiva para mujeres, en virtud de las peticiones especiales que las mujeres podían realizar en ese día, desde conseguir marido, novio, amante, quedar embarazadas, para que el embarazo transcurriera bien, para purificar y dar gracias a las que acaban de dar a luz, para retener a la pareja, para deshacerse de un indeseable, para multiplicar los orgasmos, adelantar o atrasar la regla, recibir regalos de un marchante, en fin. Por aquí mi vela.

Por eso adoro a Alejandra...


EL MIEDO
Alejandra Pizarnik



En el eco de mis muertes
aún hay miedo.
¿Sabes tú del miedo?
Sé del miedo cuando digo mi nombre.
Es el miedo,
el miedo con sombrero negro
escondiendo ratas en mi sangre,
o el miedo con labios muertos
bebiendo mis deseos.
Sí. En el eco de mis muertes
aún hay miedo.

Acerca de mí

Mi foto
"Odio los fluidos que se me salen del cuerpo cada veintiséis días." Yolanda Arroyo Pizarro (Guaynabo, 1970). Es novelista, cuentista y ensayista puertorriqueña. Fue elegida una de las escritoras latinoamericanas más importantes menores de 39 años del Bogotá39 convocado por la UNESCO, el Hay Festival y la Secretaría de Cultura de Bogotá por motivo de celebrar a Bogotá como Capital Mundial del libro 2007. Acaba de recibir Residency Grant Award 2011 del National Hispanic Cultural Center en Nuevo México. Es autora de los libros de cuentos, ‘Avalancha’ (2011), ‘Historias para morderte los labios’ (Finalista PEN Club 2010), y ‘Ojos de Luna’ (Segundo Premio Nacional 2008, Instituto de Literatura Puertorriqueña; Libro del Año 2007 Periódico El Nuevo Día), además de los libros de poesía ‘Medialengua’ (2010) y Perseidas (2011). Ha publicado las novelas ‘Los documentados’ (Finalista Premio PEN Club 2006) y Caparazones (2010, publicada en Puerto Rico y España).

Seguidores