sábado, diciembre 31, 2011

Adiós 2011: Recuento Corto de un Año Maestro

Recuento Corto de un Año Maestro - A mis amigos, amigas y familia por haber sido parte esencial de este año



El día nueve de enero de dos mil once
Cerca de las cinco y treinta de la mañana
Desperté bañada en sangre
Me miré al espejo
Y vi como mi rostro expulsaba girones de piel

Sobreviví a mi asesino

Aquella madrugada muchos paramédicos y policías me auxiliaron
Es una pena no recordar sus nombres.
Sus rostros nunca los olvidaré.

Recuerdo el rostro de espanto de un joven paramédico
Cuando le pregunté si estaba muriendo
Me dijo que no sabía
No sabía si se trataba de un sangrado de yugular
En ese momento me di cuenta que la muerte no duele
La muerte es fácil
Lo más difícil es la vida

Aquella madrugada pude palpar la insensibilidad inherente de algunas personas
El médico que me atendió en Sala de Emergencias del Hospital Auxilio Mutuo Express en Cupey
Dijo: “Yo que me quería ir y me trajeron esta nena cortá”.

Recuerdo la tristeza de mi Gardel
Y como se refugió en los brazos de mi madre

Recuerdo los gestos de todos
Como susurraban a mí alrededor
Cuando llegamos a casa
Allí estaban
Manuel Maldonado
Jesús David Maldonado
Thiara Nelson
Vettelinn Rodríguez y su hija Coral
Leandro Brignoni
Y mis padres

Es impresionante cómo la muerte o la cercanía de la muerte une a las personas

Thiara Nelson y Vettelinn Rodríguez
Hermanas sin juicio
Lavaron mi cabello cargado de coágulos

Thiara Nelson fue mi enfermera por varios días.
Mi mamá lloró cuando ella tuvo que regresar a sus compromisos cotidianos.
La escuché decir: “Que voy hacer yo ahora sola con esta nena.”

En la noche de aquel día funesto se acercaron a mí,
Mi hermana Laura Maldonado, Enrique Carrera y Gloria Iris (Mamá de Enrique)
Aquel día recuperé a mi hermana
Eso basta para encontrarle algo bueno a mi tragedia
Ella es una de mis almas gemelas

En los subsiguientes días, una de mis heridas no paraba de sangrar.
Tenía una hemorragia dado que me tomaron varios puntos de sutura en vasos sanguíneos.
Mi hermana no puede ver sangre, pero cambió los vendajes de esa herida que no cesaba de sangrar.
Ella no tiene que decirme Te Amo nunca, yo lo sé.
Yo por ella doy mi vida.

Mi tía Elsa Maldonado intervino para que me atendieran en otra Sala de Emergencia
En la Sala de Emergencia del Hospital San Pablo
Miércoles, 12 de enero de 2011
Esa fue la primera vez que me quitaron y me volvieron a coser
El Dr. Raymond Sepúlveda
El primer Buen Samaritano

El viernes de esa semana me llevaron a la oficina del Dr. Eric Adler (Cirujano Plástico)
Yo estaba aturdida y reacia a ser intervenida
Pero el demostró tanta compasión que no dudé
El día, 14 de enero de 2011
Fue la segunda vez que me quitaron los puntos y me volvieron a coser.
El Dr. Eric Adler
El segundo Buen Samaritano
El Dr. A ha sido el artista que me regaló mi segundo rostro.

Esa semana esquivé tantos espejos
Me tomaron tantas fotos

Pasaron los días y el Padre José Colón me visitó a la casa de mis padres
Dijo que yo estaba muy linda que él no me hizo nada
(La verdad es que estaba vendada)
Pero entonces dijo, que lo que me sucedió fue sólo
“Una Mala Noche en una Mala Posada”
Como dice Santa Teresa de Ávila que es la vida
Sólo una imprudencia.

Comprendí
Uno no puede rescatar a quién ya se ha declarado a sí mismo muerto.
Lo que queda es anotar la hora y levantar el Acta de Defunción.

Mis amigas se hermanaron conmigo
Estuvieron muy cerca de mí
Levantando su voz en contra de la violencia de género
Angie
Ana Maldonado
Yashira Sánchez
Iris Rubio
Mariangie Tirado
María Juliana Villafañe
Mairym Cruz Bernal
Olga Lang
Lucille Lang
Betsy Dj Rosario
Johanny Vázquez
Elisa Marrero
Thais Ramírez
Eglys Romero
Katya Pérez
Yoli
Venus, Becky y Joan Allende
Saberlas cerca me dio la fuerza para levantarme
Y maquillar la tristeza

Después de varios días
Mi mamá me dijo que un grupo de la iglesia quería venir a visitarme para orar
Mi madre se adelantó a mis deseos y les dijo que yo no estaba recibiendo visitas
La persona con la buena intención de orar le dijo
“Pues no sé porque, si todo el mundo sabe lo que le pasó.”
Ese día fue el primer día en el que me desbordé en llanto
Me encerré en el cuarto para que mi familia no fuera testigo de mi dolor
Para ahorrarles un poco de sufrimiento
Pero mi hermano, Jesús David Maldonado, entró y me dijo:
“Iris, yo sé que yo soy tu hermano pequeño, pero puedes confiar en mí, te escucharé.”

Dejé de sentirme sola con mi dolor.
En ese instante.

Recibí muchas letras por parte de mis compañeros poetas
Steffan Antonmatei (gracias por enseñarme a colocar mis cicatrices sobre el papel)
Jocelyn Pimentel (todos tenemos diferentes cicatrices)
Johanny Vázquez (que levantarme todos los días y maquillarme es abrazar la vida)
Mariangie Tirado (nunca se debe abandonar la lucha)
André Marcel (gracias por enseñarme que el dolor es gran parte de la vida)

El primer día que salí de mi casa (fuera de ir al médico)
Fue el 14 de febrero de 2011
El día del amor y la amistad
Asistí a una Lectura de Poesía
Para crear conciencia sobre la erradicación de la violencia de género
Estuve rodeada de los más amados
Aida Rodríguez y José Maldonado
Laura Maldonado y Thiara Nelson
Mima Cintrón
Mairym Cruz Bernal
María Juliana Villafañe
Wilton Vargas
Ese día me recibieron fuera de mi mundo en el mundo
Mis compañeras y compañeros poetas
Y mi amiga, Maria Soledad Calero, me dedicó el poema
“Me queda el chocolate”
Y es cierto, me queda aún el chocolate
Y las buenas amistades
Y mi familia
Y me quedo yo

En febrero conocí un gran hombre y amigo
Miguel Agustín Sugrañes de la Vega

Con él y con Iris Rubio
Aprendí Tango
Y tantas otras cosas
Sigo aprendiendo de estos dos seres maravillosos
Son mis almas gemelas también
Mi grupo de apoyo

En marzo fui a Francia
Y tuve la oportunidad de conocer mejor a mi prima
Ginna Antonieta Hernández
Compartí con ella Paris
En complicidad
Entendí que estoy VIVA y que el tiempo no se debe perder en dar vueltas
Hay que vivirlo ahora
Mañana no sabemos

El refrán, “No dejes para mañana lo que puedes hacer hoy” dejó de fastidiarme.
Vive hoy y no lo dejes para mañana.

En el mes de mayo
Me uní a un grupo de Sobrevivientes
Dirigido por la gran escritora (Maestra) Yolanda Arroyo Pizarro
Y pude exorcizar algunas cosas que me estaba tragando
Gracias a ella y a la escucha de mis compañeros y compañeras
Carmen Rodríguez Marín
José Raúl Ubieta
Cindy Jiménez Vera
José Caez
Nydia E. Chéverez Rodríguez
Walberto Vázquez
Luisa Antongiorgi
Le escribí a mi padre
José Maldonado Maldonado
Tanto que nos amamos, tan poco lo decimos.
Pero algo que aprendí de la bella Mairym y lo he aplicado a todo.
“Don’t tell me, show me.”

También durante esos meses compartí con personas jóvenes
Llenas de vida y sueños
Que me pusieron a soñar
Elisa Marrero
Victorino Bernal
Almost Blasphemy

Y tengo una brújula que no sé usar
Tampoco sabría usar un GPS
(Chiste interno)

A mediados de agosto comencé a salir más a menudo
Conocí personas generosas.
Alguien me nombró Ojos
Y me hizo feliz

En los meses de agosto, septiembre, octubre y noviembre
Entendí que el mundo allá afuera es el mismo (tal vez peor)
Y seguirá siendo el mismo para mí si me inserto en él de la misma manera que antes

En estos últimos meses
He afianzado la amistad de dos grandes mujeres
Y cuatro buenos amigos
Vicky Fages y Chiara Velázquez
Pedro Rosario, William Jurado, Efraín Archilla y Michael Cruz
Somos un gran equipo de trabajo
Y he compartido con personas que levantan el vilo con honestidad
Manuel Javier
Rally Justiniano
Elliott Rivera

Entonces cuando pensé que tenía suficiente material para aprender
La maestra, Mairym Cruz Bernal
Puso en mis manos
La obra: Hemos Caminado Siglos Esta Madrugada
Resultó Primer Premio Poesía
Concurso Nacional de Literatura Ricardo Miró 2011
Del escritor Javier Medina Bernal
Y muchas cosas en mi vida recobraron su sentido
Y conocí al gran hombre que es Víder
Y muy buen amigo
Espero conocerte personalmente el próximo año
Gracias por enseñarme a aceptar mi locura felizmente

No puedo olvidar a dos grandes amigos que me acompañaron en todas las vistas al tribunal
Mariangie Tirado y Jorge Marchand

Tuto es una de las pocas personas que me entiende sin tener que elaborar un extenso argumento.
El día, 17 de noviembre de 2011
En el Tribunal de Primera Instancia de Carolina
En medio de un circo llamado juicio
Caso: Pueblo de Puerto Rico vs. Carlos Omar Esteban Fonseca
Se dirigió a mí, cuando ya mis lágrimas eran evidentes,
Y las cámaras de los programas de chismes me hostigaban el llanto.
“Aquí todos tienen su agenda.  Y tú no estás en ella.  Ni siquiera en la de la Fiscalía.
De manera que debes decidir tú.”
En tus manos está tu justicia.

Bien que mal justicia
Es un alivio que esto haya terminado.

Luego de varios días recibí su llamada y comprendí algo que me hizo recuperar un poco mi paz.
Él me preguntó tres veces
¿Cómo estás?
Yo le contesté que bien.
Me volvió a preguntar, ¿Cómo estás?
Y me desahogué,
Bueno tengo depresión severa (según mi psicóloga)
No duermo bien
Tengo fobia social y fobia a los cuchillos
Unos “mood swings” horribles
Ni yo misma me soporto a veces
Y se me antoja dejarme en el closet de mi cuarto
Nada me hace sentido
Nada funciona

Entonces me dijo
Todo para ti va en cámara lenta y te desesperas de no poder estar a la misma rapidez del mundo
Y está bien
Tómalo a tu paso
Tiene razón, yo voy varios pasos atrás…
Comenzando a caminar apenas
Próxima a cumplir un año de mi nueva vida.

Gracias a mis primas (Aleris, Mariela, Leilani, Melina, Ale), primos (Armando, Jorgito) y familia (Madrina, tías y tíos).
La familia es lo más importante.
Y amo a la mía.
Loca como es.
Divertida como es.


Este año 2011
Es el año en que más dolor he sentido (físico y por dentro)
Pero también es el año en el que más viva he estado.
Ha sido un desastre maestro.
Que bueno que ya este año agoniza.
Me marcó para siempre.
Pero que bueno que el tiempo no regresa.

Les deseo a todos un bello año 2012
Y a los que no he mencionado por ser éste un recuento corto (los quiero y son mis maestros)

Yo estoy mejor
Gracias a ustedes

Y a mi gatito Gardel Alejandro (por poco se me queda mi felino)
Y a mi Tango

1 comentario:

Anónimo dijo...

Conmovedor. Sin palabras. Tu dolor es mi dolor. Tu alegria mi alegria. Desde la cercania distancia de siempre. Muchas bendiciones del Universo. Y muchas flores amarillas.

Acerca de mí

Mi foto
"Odio los fluidos que se me salen del cuerpo cada veintiséis días." Yolanda Arroyo Pizarro (Guaynabo, 1970). Es novelista, cuentista y ensayista puertorriqueña. Fue elegida una de las escritoras latinoamericanas más importantes menores de 39 años del Bogotá39 convocado por la UNESCO, el Hay Festival y la Secretaría de Cultura de Bogotá por motivo de celebrar a Bogotá como Capital Mundial del libro 2007. Acaba de recibir Residency Grant Award 2011 del National Hispanic Cultural Center en Nuevo México. Es autora de los libros de cuentos, ‘Avalancha’ (2011), ‘Historias para morderte los labios’ (Finalista PEN Club 2010), y ‘Ojos de Luna’ (Segundo Premio Nacional 2008, Instituto de Literatura Puertorriqueña; Libro del Año 2007 Periódico El Nuevo Día), además de los libros de poesía ‘Medialengua’ (2010) y Perseidas (2011). Ha publicado las novelas ‘Los documentados’ (Finalista Premio PEN Club 2006) y Caparazones (2010, publicada en Puerto Rico y España).

Seguidores