viernes, febrero 29, 2008

Dentista, inspección y marbete


Empecé con ella en el dentista y terminé su lectura esta mañana mientras hacía la fila para el marbete. La novela ‘El peor de mis amigos’ de Rafael Franco Steeves, no tiene pierde, como diría mi amigo peruano Isaac. Es una obra sumergida en lo escalofriante, en el bajo mundo de lo bajo, con un toque de translúcida melancolía y un sentir penoso de los personajes. Y eso que yo fui criada en un barrio, por lo que me creí apta para recibir lo que fuera que se me iba a meter en las venas con la lectura de la obra. Sin embargo, me topé con un escrito de Rafa que me estremeció, traducido al lenguaje de vidas entuertadas y desconvertidas por el artificio de los vicios más inmundos y populares.

En un celaje de tiempo, leí sobre bocanadas de gente ebria e intoxicada, gente sobria que parece borracha, abismos que te devoran, intentos de caídas libres sin paracaídas. Tiemblas, te retuerces, babeas. Un texto crudísimo.

Llegó un momento dado en que era a mí a quien le picaba la vena, las llagas, los capilares malogrados. Yo misma me quemaba con la changa, estornudaba con los polvos, calentaba en las cucharas el chocofango, jugueteaba con la heroína, lloraba por Marina, la esperaba, la anhelaba, la mandaba pal’ carajo, la saludaba en una esquina de los niuyores mientras ella me esperaba atiborrada de ropaje por el frío, mientras parecía que un peluche se la había tragado así como describe el autor.

Las notas al pie de la página, las notas al final del libro, la nota de Marina, la del autor, Marina que hace pop, que se llena de aire, las digresiones de Sergio, las intermitencias de Ostiamundo, Clay que no vuelve, el sueño como hijo bastardo de la muerte, las hormigas como cualquierópteros empedernidos, todas conjeturas ingeniosas y entretenidas que crean balance en la novela. ¡Cuántas veces decimos al final lo que el protagonista! ‘No es la mía, no es mi jeringuilla’. ¿Salimos, también, corriendo? ¿Nos salvamos?

‘El peor de mis amigos’ los espera, si se atreven.



Photobucket

Photobucket

1 comentario:

Madam dijo...

Wonder woman sus días tienen más de veinticuatro horas. :) Un abrazo colega coqueta.

Acerca de mí

Mi foto
"Odio los fluidos que se me salen del cuerpo cada veintiséis días." Yolanda Arroyo Pizarro (Guaynabo, 1970). Es novelista, cuentista y ensayista puertorriqueña. Fue elegida una de las escritoras latinoamericanas más importantes menores de 39 años del Bogotá39 convocado por la UNESCO, el Hay Festival y la Secretaría de Cultura de Bogotá por motivo de celebrar a Bogotá como Capital Mundial del libro 2007. Acaba de recibir Residency Grant Award 2011 del National Hispanic Cultural Center en Nuevo México. Es autora de los libros de cuentos, ‘Avalancha’ (2011), ‘Historias para morderte los labios’ (Finalista PEN Club 2010), y ‘Ojos de Luna’ (Segundo Premio Nacional 2008, Instituto de Literatura Puertorriqueña; Libro del Año 2007 Periódico El Nuevo Día), además de los libros de poesía ‘Medialengua’ (2010) y Perseidas (2011). Ha publicado las novelas ‘Los documentados’ (Finalista Premio PEN Club 2006) y Caparazones (2010, publicada en Puerto Rico y España).

Seguidores